viernes, 30 de enero de 2015

Por donde el día respira















 Foto xanela
(Praia da Lanzada)





 Entre huecos de luz
se va construyendo la vida
pulsaciones que permiten
después de la penumbra
mañanas claras.


Cuántas veces
se emite la queja por un nada
y cuando la verdad
traspasa la coraza,
buscas con fiereza la grieta
por donde el día respira.

Después
de la hora perversa

una alegría,
la tabla que permite
al náufrago

llegar hasta la orilla





 
 



11 comentarios:

Mery Garabote dijo...

muchas veces tambien necesitamos encontrar esa rendija, para escaparnos de nuestras realidades, y respirar nuestros sueños. buen fin de semana, un beso de arcoiris.

José Manuel dijo...

Por muy negro que parezca, siempre hay algún rayo de luz para alegrar el día.

Besos

Andres Lopez dijo...

Y asi eres tú como la tabla a que asirse
grieta donde reluce el día
hermoso tus versos
Besos
André

De barro y luz dijo...

Grietas de luz, de aire...de vida, que nos permiten afrontar los días, grietas de tus versos que iluminan, ventilan y laten.


Bss

Carmen Magia dijo...

Es así... siempre llega el respiro, siempre viene algo bonito que nos ayuda a seguir.

Muchos besos

Marinel dijo...

Revivimos en cada amanecer donde flotamos entre mareas que a veces nos ahogan, pero siempre hay tablas de salvación, afortunadamente...
Precioso.
Besos.

J. R. Infante dijo...

No está nada mal un paseo por esas arenas para reencontrarse. Bellísimo, como siempre.
Un abrazo

Alicia María Abatilli dijo...

Que no falte esa tabla ni las ganas de encontrarla.
Abrazos.

Adriana Alba dijo...

Hermoso.
Hay naufragios redentores.
Me encantó tu poema Marisa, un cálido abrazo y te espero cuando lo desees por mi espacio.

Amando García Nuño dijo...

Verás, casi prefiero no llegar a la orilla. ¿Me puedo quedar en la tabla para siempre?
Abrazos

LA ZARZAMORA dijo...

Y no dejemos de nadar...
Besos, Xanela.