martes, 23 de septiembre de 2014

23 de septiembre

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 Foto xanela
( 22 de septiembre  2014)
 
 
 
Ayer fué verano,
así,
diluído
en un cielo
de luz púrpura
inundado.

Firmamento sin frontera,
en mí,
la marca
del tiempo
con su sombra.

Palabra, tras palabra
hasta callarme
las horas
sin aliento.









11 comentarios:

Susana Jiménez dijo...

El ayer nos marca si no somos capaces de ver el instante , ni siquiera el mañana, en el instante ver el firmamento pleno sin tiempos...
Un gusto leerte, Una feliz semana

Verónica Calvo dijo...

Todo pasa y nos deja la marca del tiempo.
Y así acabamos, callando.
No es una derrota, es saber.

Me gustó mucho este poema, querida Marisa.
Tiene varias lecturas y van calando profundo.

Besos!!!

J. R. Infante dijo...

Las fronteras tienen un halo de atractivo que no puede pasar desapercibido a tu sensibilidad poética.
Un abrazo, Marisa.

Marinel dijo...

Todo pasa y todo llega y todo vuelve a pasar...
Nada es inamovible,salvo la excelencia de tus versos.
Besos.

De barro y luz dijo...

Y mañana será invierno y nos seguiremos diluyendo...


Bss

Amig@mi@ dijo...

Gracias a Dios, tú lo dijiste: ayer fue verano. Soy otoño adicta y ya casi está aquí. Un gusto volver a leerte, Marisa

Narci M. Ventanas dijo...

A veces las sombras parecen envolvernos, pero siempre hay días o al menos momentos de luz que disipan todas las sombras y nos tornan en verano el otoño, y hasta el invierno más crudo.

Besos

Adriana Alba dijo...

Hermosos versos Marisa.
Te dejo besos desde esta primavera recien estrenada!

Katrina dijo...

Lindas palabras y bella foto.
Cómo son lindos y nostálgicos los atardeceres! el día que termina, el tiempo que se nos va y el silencio que nos inunda cuando ya no queda más...

Saludos!

José Manuel dijo...

Igual que se fué volverá a retornar...como la palabra.

Besos

LA ZARZAMORA dijo...

Y así, en la piel luciremos las esquirlas del tiempo bajo cada estación...

Besos, Xanela.