domingo, 23 de mayo de 2010

Silencio y alma



El silencio que le busca

cuando el adentro

se calla.

Solo se escucha su voz

que sin palabras

le habla.

Ella que vive el ruído

no le oye decir

nada.

Es una lucha contínua

que al fin le acepta,

se calma.

La paz es savia que nutre

agua que purifica

el alma.

39 comentarios:

merce dijo...

La paz ese dulce silencio,
tan anhelado.
Dulce savia tu poema.


Un abrazo Marisa.

Silencios de poesía (Mari) dijo...

Qué melancólica paz, Marisa, muy suave, como brisa del mar, así se siente tu hermosa poesía.
Muy grato leerte.

Besos

Ashia dijo...

Xanela, es como si estuvieras hablando con el mar, el ruído de las olas, y cuanta paz nos dá.

grandes besos.

PD. Marisa, gracias por explicarme el significado de Xanela, me llamo la atención porque me parecía preciosa, ahora que la sé, me parece una voz en el aire que entra por tu ventana.

Bella palaba, bella Galicia, Moltos biquiños.

Felix Casanova dijo...

Marisa...

Ha sido poco tiempo pero ya te echaba de menos amiga. El silencio en ocasiones expresa cosas maravillosas, como tu poesía, como esas olas llenas de ruido y de silencio a la vez...

Un beso

p.d.- Regresé una vez solventados los problemas que me impedían continuar con el blog.
Miles de gracias por tus palabras¡

De cenizas dijo...

El silencio interior, la paz, son agua pura para el alma.


besos

Amig@mi@ dijo...

Cómo se escucha el silencio, cuando habla el corazón...
Cómo escuchamos al corazón, cuando el silencio habla...
Besos

Gabiprog dijo...

La paz dibuja buenos horizontes.

Un abrazo.

fonsilleda dijo...

El silencio es...
Y más si es precisamente el adentro lo que calla para prestarse y derramarse dando.
Saludos regados con tu savia.

El ave peregrina dijo...

Bello Marisa, mirando al mar se busca y se encuentra esa paz tan deseada que llega con la suave brisa...

Un abrazo amiga.

Rosa María dijo...

Hola Marisiña: La verdad que cuando el silencio habla, es que la fuerza interna nos mueve el sentido de lo inusitado.
Mil besiños,
Rosa María

Ashia dijo...

Xanela tienes un corazón en mi blog, para que en esos silencios lo recuerdes.

Biquiños

Meret ® dijo...

Preciosas letras....
Definitivamente tu poesía es hermosa y sensitiva. Felicidades!!!!


Besos.

TriniReina dijo...

Siempre que lo he necesitado, interiormente hablando, me he acercado al mar y el mar me ha hablado. Ha puesto música en el dañino silencio de mi alma y es más, también ha puesto dulce silencio en los gritos desgarrados.

Me encantó, especialmente.

Besos

Ananda Nilayán dijo...

Marisa, grandes verdades nos dejas en estos versos. Son para meditar, ya que abren puertas al interior y te acallan para que los vivas internamente. Los he releído y me voy encantada sintiéndolos dentro.

Un abrazo

Carla Peterson dijo...

Ni que lo dudes Marisa!
Cuando nos permitirmos ese silencio que nos habla y nos ayuda a encontrar esa calma, que maravilloso no?
Tan bello como siempre!
Besos y abrazos!

Sir Bran dijo...

Que simple es el acceso a los debatires del interior... si tantas veces fuesemos igual de sencillos para buscar la inmensidad.
Me dejo envolver por ese silencio acogedor...
ya antes de que lo mencionaras...
mi alma lo necesitaba.
Pero que bien lo has pintado.!!

Un besiño

María Bote dijo...

Te echaba de menos, Marisa. Versos dulces y preciosos los tuyos, con el rumor leve de la mar en calma.
Besos. María.

Sakkarah dijo...

Y tu mensajes da paz...Y yo la necesito. Es bonito leerte.

Muchos besos.

Baldwin y la demencia dijo...

Y cuando el alma es una tormenta, que agua la calma?

anamorgana dijo...

Esa imagen y el poema me da un poco de paz. La imagen me trae recuerdos.
Besos

Gala dijo...

Mar, silencio, paz....ingredientes perfectos para el alma.

Un beso

María Albertí dijo...

que paz...

Rosario dijo...

Muy bonito Xanela, la Paz purifica el Alma, estoy de acuerdo contigo, es muy gracioso estamos las dos al mismo tiempo conectadas...
¡cosas de Internet!
Aunque he tenido que cambiar la letra tres veces pues desaparecia...Uff
Gracias por pasarte y un abrazo desde mi librillo.

Rosario dijo...

Los siento, pero he querido arreglar la letra de mi entrada y he borrado tambien tu comentario te vuelvo a dar paso cando quieras.
Gracias y un abrazo fuerte Marisa, desde mi librillo.

Noray dijo...

¿Qué lenguaje guardará el silencio que a los poetas le habla? Quizás guarde la paz, hoy tan deteriorada.


Un abrazo

JAVIER AKERMAN dijo...

Tus palabras son pura mística contemplativa, querida Marisa. ¡Cuánto nos habla el silencio!
Un fuerte abrazo y feliz semana.

Sebastiano Landro dijo...

Es una bonita poesia! felicitaciones por el blog y un saludo!

Lila dijo...

Ojalá pueda conseguir mi estado de mediana paz de aquí a un tiempo.
Tu poema ayuda a ello.
Sigue escriiendo, porque das esperanzas!
¡Saludos!

Alicia María Abatilli dijo...

Andamos buscando silencio, es bueno, es necesario.
Abrazos.
Alicia

Fernando dijo...

Amiga Xanela, el silencio se escucha e ncluso se lee, como en tu poesía, y nos impregna, y nos pacifica, y nos dgnifica y nos salva. Gracias por esta maravillosa palabra. Un abrazo.

TERTULIANA dijo...

Blog III Encuentro de Poesía en Red
http://iiiencuentropoesiaenred.blogspot.com/
Pasa la bola

ROCIO dijo...

Marisa en marcha el III encuentro, te dejo enlace.

http://iiiencuentropoesiaenred.blogspot.com/

Un beso.

Rocío

irene dijo...

Silencio, agua, paz, alma..., me gustan tus poemas, son dulces y placenteros, llenos de paz y suavidad.
Parece que están preparando el III Encuentro, aquí en Madrid o en Alcalá de Henares, ¿nos veremos?
Besos, Marisa.

GOGO dijo...

cuando el alma se hace silencio todo se escucha mas clarooo..

lujito leertee amigalmaaa..!!

mi cariñoo entregado en manoo...!!

MORGANA dijo...

MARISA..y en ese silencio te dejo un regalo en mi laberinto.
Besos.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Soy de los que prefiero la calma con alma... todo mezclado...

Saludos y un abrazo enorme

Elcio dijo...

Não raro o silencio se faz como o melhor remédio...p o corpo e/ou p a alma.

É isso aí.
Bjs e ótimo fds.

Marinel dijo...

La paz del silencio y sus ruidos, o palabras sin ruido...
Ese colosal momento de ser y sentir en fusión...
Otra vez precioso...
¡Y qué pesada soy!¿no?
Besos miles.

Jorge Torres Daudet dijo...

Dos almas en conexión no necesitan palabras. Me ha encantado, Marisa.
Un beso.